opporeno2z0

Oppo Reno 2z, Análisis. Diseño, cámaras y batería para un gama media más a considerar

¿Compartes?

Hemos estado probando durante 3 semanas uno de los últimos lanzamientos de Oppo. El Oppo Reno 2z es uno de los dos dispositivos evolución de los Reno que tan buena impresión no dieron el año pasado. En este caso hemos dispuesto del modelo inferior que pierde zoom digital y algunos MP en sus cámaras traseras, tiene un pop-up más estándard y rebaja la potencia del procesador frente al Oppo Reno 2 y su aleta de tiburón.

No obstante, el usarlo en el día a día nos ha dejado muy buenas sensaciones especialmente en lo que a cámaras y batería se refiere siempre teniendo en cuenta que hablamos de un teléfono de alrededor de 350 euros. Para muchas personas no cabrá el aumento de 100 euros que cuesta su hermano mayor, sin la Z, a pesar de contar con un hardware más potente lo que se traduce en un mejor rendimiento en juegos, una ligera mejora de las cámaras y poco más.

Por cierto, cuando dimos la noticia de la presentación de ambos modelos pusimos en duda que el modelo del que os hablaremos hoy tuviera NFC y… sí, lo tiene. Bien por Oppo.

Empezemos, como de costumbre, por las especificaciones del Oppo Reno 2z:

  • Procesador: Mediatek P90.
  • GPU PowerVR GM9446.
  • Pantalla: 6’5 pulgadas FullHD+ (2.340×1.080) AMOLED con una relación de aspecto de 19.5:9, Gorilla Glass 5 (por delante y por detrás) y hasta 430 nits de brillo máximo.
  • Dimensiones: 161.8 x 75.8 x 8.7 mm y 195 gramos de peso.
  • RAM: 8GB. 
  • Almacenamiento: 128 GB. ampliables por microSD de hasta 256 GB.
  • Cámaras traseras:
    • 48 MP f/1.7 con zoom digital 10x, modo noche y estabilizador digital (EIS)
    • 8 MP f/2.2.
    • 2 MPf/2.4.
    • 2 MP f/2.4.
  • Cámara delantera: 16 MP f/2.4.
  • Sistema Operativo: ColorOS 6.1 basado en Android 9.
  • Batería: 4.000 mAh mAh. con carga rápida VOOC 3
  • Huella dactilar bajo la pantalla.
  • Dolby Atmos +Sonido Hi-Res.
  • Bluetooth 5.0, doble nano SIM, Wi-Fi: 802.11 a/b/g/n/ac, USB Tipo-C, GPS/A-GPS/Beidou/Glonass, Radio FM y jack de auriculares.

Como veis, al Oppo Reno 2z no le falta de nada. Ni microSD, ni doble SIM, ni jack de auriculares, ni NFC ni RadioFM. Ahora vamos a ver qué tal ha sido el desempeño en estos días que lo hemos usado.

1) DISEÑO / ASPECTO EXTERIOR

La caja del Oppo Reno 2z es grande, mucho más grande de lo que solemos encontrarnos y el móvil está muy bien protegido y acompañado de una funda que imita a la piel (la más bonita que nos hemos encontrado de serie en un androide), el cargador con su cable y unos auriculares.

Una vez sacado de la caja la primera impresión es de que estamos ante un modelo de gama alta. Está muy bien acabado, es ergonómico y en nuestro caso nos ha tocado el color blanco que se comporta bastante bien frente a las huellas de los dedos. Comentaros que a pesar de estar ante un teléfono grande (1,61 de altura) los botones están en una posición cómoda y separados: los de volumen a la izquierda y el Power a la derecha. Por último, la parte trasera es muy limpia y no sobresalen las cámaras. Curiosamente hay un puntito que sobresale en la parte superior que suponemos que busca proteger los lentes de los rayones.

En la mano se rezuma la misma calidad de materiales que observábamos al abrir la caja. Hoy en día la gama media premium ha subido muchos enteros pero el Oppo Reno 2z está muy bien acabado y refuerza esa impresión «premium» incluso sin encender su pantalla.

Porque nos gustan todos los teléfonos pero los todo pantalla tienen un extra. Además, el Oppo Reno 2z se enciende con 2 toques en pantalla lo que magnifica esa pantalla sin notch.

Por último, el módulo de cámara no es de aleta de tiburón como en el Oppo Reno 2 sino del estilo de los OnePlus Pro o el Xiaomi Mi 9T por nombrar dos smartphones conocidos. El mecanismo funciona bien, es rápido, y cuenta con curiosidades como el poder elegir el color del módulo al salir del teléfono o el sonido al más puro estilo espada láser de Jedis.

Como punto a mejorar, hemos observado que, sin la funda, el Oppo Reno 2z es resbaladizo hasta el punto de moverse demasiado al vibrar. Posiblemente sea una consecuencia del botoncito protector de las cámaras pero es algo a tener en cuenta: no lo dejéis en los bordes de las mesas.

2) PANTALLA

Como suele ser habitual en los paneles de Oppo y su ColorOS, la pantalla se muestra con colores vivos y abusando en ciertas situaciones del brillo que, dicho sea de paso, no funciona nada mal en modo automático. Hemos tenido menos problemas bajo el sol que con otros teléfonos si bien tampoco se nos ha solucionado el problema en todas las situaciones. Estamos ante una buena pantalla acorde con el precio.

Antes de acabar con el brillo, por lo general se sitúa en la parte baja de la barra lo que impacta positivamente en la duración de la batería pero es que si el brillo máximo no puede con un día muy soleado, el mínimo nos valdrá en casi todas las demás ocasiones.

Contamos con ajuste de temperatura, reloj con la pantalla apagada, protección nocturna y modo antifatiga como una especie de modo lectura. Añadamos opciones para aprovechar más la pantalla como el doble toque para despertarla o la navegación por gestos (algunos válidos con la pantalla totalmente apagada).

En resumen, una pantalla fullHD+ muy válida que se ve suficientemente bien y que es muy respetuosa con la batería por su buen desempeño con el brillo bajo. Ni que decir tiene que ver multimedia sin notch y con la gama de colores que muestra el panel del Oppo Reno 2z es una auténtica gozada.

3) RENDIMIENTO

Ya llevamos unos cuantos Oppo en nuestra mochila y ColorOS gustará más o menos pero rinde muy bien. No es Android puro ni se le parece demasiado en sus menús pero a nivel de rendimiento no tiene muchas pegas aunque en el caso del Oppo Reno 2z sí que nos quedamos en la gama media principalmente por su procesador.

Y es que contamos con 8 GB de RAM pero en ciertas ocasiones y sobre todo utilizando aplicaciones potentes hemos notado una velocidad de arranque incluso inferior a los Oppo Reno de primera generación. No vamos a notarlo en el día a día porque, como os decíamos, la fluidez es buena pero no es un modelo que recomendaríamos para gamers.

Tenemos, no obstante, un apartado para juegos donde gestionaremos las notificaciones y en el apartado de batería, un modo de alto rendimiento que hemos activado pero no nos ha dado mucha más velocidad a costa de perder eficiencia en la batería. Lo dicho, para el día a día el Oppo Reno 2z es más que válido y funciona realmente bien pero su procesador se queda algo corto abriendo aplicaciones especialmente si son muy gastonas.

En este aspecto, quizá por su precio esperábamos algo más pero si seguís leyendo veréis que el Reno 2z tiene otras virtudes.

4) CÁMARAS

Vamos con uno de los puntos fuertes del Oppo Reno 2z. Cuatro cámaras que significan versatilidad aunque hemos encontrado una gran diferencia entre la principal y el resto. La principal se comporta realmente bien, se notan los 48 MP y aunque de noche se nota la gama a la que pertenece, la mayoría de las personas tendrán más que suficiente porque en este punto, como mínimo, iguala a los móviles más conocidos.

Sus puntos fuertes son el modo nocturno (noche en las opciones de la cámara) y el retrato pues ambos dan un nivel por encima de lo que haría pensar un móvil en esta franja de precios. El Oppo Reno 2z no rinde especialmente bien de noche salvo que activemos el primero de ellos y entonces, como de la noche al día. No esperéis resultados parecidos a los de los S10, Pixel, OnePlus o X2 Pro porque esos juegan en otra liga pero quedan fotos muy apañadas activándolo.

En cuanto al modo retrato, se nota que Oppo ha realizado un esfuerzo mejorando el que teníamos en los Reno de la anterior generación. Los recortes son más exactos y podemos definir el grado de difuminación antes de hacer la foto lo que unido a la aplicación para modificar fondos que trae de serie el Reno 2z puede darnos fotografías más que decentes.

El zoom también es destacable por llegar hasta el 10x en digital aunque se pierde mucha calidad. No obstante, los aumentos de 2 y 5x nos permitirán obtener buenos resultados cuando los necesitemos. También tenemos gran angular aunque no nos ha gustado mucho el resultado porque se pierde mucha calidad en las esquinas, distorsiona… vamos, que está bien que lo tenga pero no esperéis usarlo mucho porque le falta bastante por pulir y ya no digamos de noche.

Ah, y el vídeo. La verdad es que nos hemos encontrado con una estabilización digna casi de una cámara de acción aparte de poder grabar vídeos con fondo difuminado. Muy buen trabajo en este sentido de la marca.

En defitiniva, una cámara versátil en la que destaca su lente principal y donde presumiremos del zoom, del modo nocturno, de los retratos y de la estabilización de vídeo por encima de cualquier otro apartado. Si sois amantes de utilizar esos modos, el Oppo Reno 2z puede ser vuestra mejor opción por precio/calidad.

5) BATERÍA

Uno más de los Pros de este Oppo Reno 2z y es que los 4.000 mAh. duran más que otros móviles con capacidades superiores. ¡Cómo ha mejorado ColorOS el consumo del sistema desde aquel Oppo Find X que probamos en su momento. Muy buen resultado en reposo y eso que tenemos una pantalla de nada más y nada menos que 6,5 pulgadas.

Sea por el brillo, sea por el cierre de aplicaciones en segundo plano (siempre nos han llegado notificaciones pero en algunos casos, tarde) el comportamiento de la batería del Oppo Reno 2z nos ha parecido uno de sus puntos fuertes.

Por otro lado, la carga VOOC 3 debería cargar el 50% en poco más de media hora. En nuestras pruebas ha tardado un poquito más pero aún así, que en 30 minutos tengamos carga para todo un día prácticamente es una maravilla.

6) SONIDO

El Oppo Reno 2z suena alto y claro aunque sólo por el altavoz inferior lo que limita a la hora de agarrarlo especialmente si estamos jugando o sosteniendo el teléfono por ese lado. Cuenta con Dolby Atmos y un gestor de auriculares que se hacer notar positivamente a pesar de ese inconveniente que os comentábamos.

Y sí, tenemos tanto Radio FM como jack de auriculares, algo cada vez menos común pero que seguimos agradeciendo. En este caso, además, la ergonomía del Oppo Reno 2z es tan buena que no le hubiera servido a la marca prescindir del último para adelgazar el terminal como han hecho otras marcas.

7) DESBLOQUEO

Fiel a su tradición, los desbloqueos por pantalla y faciales funcionan rápido y bien. A destacar el sensor que tenemos bajo la pantalla porque prácticamente no recordamos que nos haya fallado un par de veces. Cierto es que grabamos varias huellas y en distintas posiciones pero su comportamiento ha sido rápido y efectivo en todo momento.

En cuanto al facial, es rápido pero con matices. Lógicamente debemos esperar que suba la cámara pop-up lo que ya resta algunas décimas  y además no se nos permite, como en los Realme, por ejemplo, que actúe el desbloqueo sin tener que realizar alguna acción tan como deslizar el dedo por la pantalla o pulsar el botón de Power. Lo dicho, funciona bien pero es lento en comparación con el de huella dactilar.

PUNTOS POSITIVOS

  • Diseño todo-pantalla de gama alta con Radio FM, jack de auriculares, NFC y cámaras traseras que no sobresalen.
  • La gestión de la batería es de las mejores que hemos visto. ColorOS está mejorando a pasos agigantados, al menos en este tema y con este terminal.
  • La cámara principal de 48 MP marca diferencias especialmente usando el modo nocturno, el retrato, el zoom hasta 5x y grabando en vídeo.

PUNTOS NEGATIVOS

  • Los lentes adyacentes al principal no cumplen. Falta calidad en las instantáneas especialmente en lo que al Ultra Gran Angular se refiere.
  • El desbloqueo facial es lento si bien es un problema más de la cámara pop-up que del teléfono y cabría preguntarse si compensa el tener una pantalla sin notch.
  • Algunos milímetros menos le hubieran sentado mejor para diferenciarse del resto. Es cómodo en la mano pero algo grande comparado con el Reno anterior cuyo tamaño se ajustaba a más manos.

CONCLUSIÓN

Un terminal más de gama media. Premium por su construcción y su ergonomía así como destacado por sus cámaras y batería a un precio que si no es de los más baratos, está acorde con lo que ofrece y es que podemos conseguirlo en España por alrededor de los 350-370 euros. Perdemos potencia, algo de calidad de fotográfica y zoom digital frente a su hermano Oppo Reno 2 pero también nos ahorramos más de 100 euros.

El Oppo Reno 2z no es un teléfono para gamers ni para quienes quieran lo último en potencia pero entendemos que Oppo ha orientado este modelo hacia amantes de la fotografía que quieran un teléfono a buen precio. Su modo nocturno, su desempeño con los retratos y sobre todo el vídeo son sus puntos fuertes sin dejar de lado la batería y un diseño más que cuidado.

Y por último, NFC, Radio FM, jack de auriculares, microSD, doble SIM,… No le falta de nada.

¿Alguno lo tenéis en vuestra cesta de la compra? Oppo lleva tiempo haciendo muy bien las cosas y el Oppo Reno 2z es una muestra. Lo hemos usado 3 semanas y no le hemos echado en falta nada. Ha funcionado bien, nos ha sacado de cualquier apuro. Hemos jugado, conducido, fotografiado, escuchado música, llamado,… Una prueba más de que cada día es más difícil justificar un smartphone de 1000 euros.  ¿No creéis?


¿Compartes?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.