actionx3doble_mini

Crosscall Action-X3, los móviles resistentes son mejor de lo que eran

¿Compartes?

Hoy os vamos a hablar de un móvil que nos ha sorprendido y no por tratarse del último modelo ni de algo revolucionario en el mundo de la telefonía sino por ser uno de esos móviles resistentes de los que pasábamos año tras año como si fueran de otro planeta… incluso os vamos a confesar que alguno de nosotros no los considerábamos ni “smartphones”.

El caso es que conocimos a Crosscall en el Mobile World Congress. Nos enseñaron su filosofía, sus modelos, vimos que se pueden conseguir en tiendas conocidas, al menos en España, como Mediamarkt, Fnac, Alcampo o PhoneHouse entre otras con garantía española y oye, acostumbrados a los tochos que veíamos en años anteriores en esta gama, nos resultó agradablemente curioso el Action-X3.

Lo hemos estado probando en ciudad y en montaña. Se nos ha caído, ha compartido bolsillo con material de escalada, ha sido nuestro smartphone en un día laboral… vamos, que lo hemos usado en diferentes condiciones y aunque tiene sus puntos de mejora, es de los primeros modelos “resistentes” que podemos recomendar tanto a montañeros como a no montañeros por su manejabilidad, precio y sobre todo, rendimiento.

Evidentemente, el Crosscall Action-X3 es un terminal robusto, muy robusto, con amplios bordes y un peso superior a la mayoría de nuestros Androides. Tiene los botones muy bien dispuestos y está realmente preparado para el polvo, el agua y las caídas. No lo hemos verificado desde un rascacielos pero la sensación de seguridad y su respuesta frente a pequeños accidentes así nos lo han atestiguado.

 

Cámara, batería, pantalla… vamos con todo ello pero empecemos por sus especificaciones principales:
  • Pantalla de 5 pulgadas HD (1280×720) IPS con Corning® Gorilla® Glass 4.
  • 152,5 x 79 x 12,5 mm. y 213 gramos.
  • Cámara trasera de 12 Mpx. con flash LED y autoenfoque.
  • Cámara delantera de 5 Mpx.
  • Grabación de vídeo Full HD, 1080p, 24fps.
  • Batería de 3500 mAh.
  • 32 GB de almacenamiento interno (ampliable a 128GB mediante microSD).
  • 3 Gb. de RAM.
  • Doble SIM (segunda ranura compartida con la microSD).
  • 4G, Bluetooth 4.1, Wi-Fi: 802.11 a/b/g/n/ac, dual-band MIMO, GPS/aGPS.
  • Procesador Snapdragon 8937 / 1.4 GHZ Octa-Core.
  • IP68, es decir, protección frente a agua y polvo
  • Radio FM.
  • Sistema operativo Android 7.1.2.
  • Botón exclusivo de SOS (aunque puede personalizarse con otras funciones como cámara, vídeo, lámpara…).

Especificaciones de gama media para un terminal que no se siente tan pesado como sus números nos harían pensar y cómodo de llevar en la mano. Se agarra bien, no resbala y sus bordes no son puntiagudos lo que podría ser un problema en lugares muy fríos donde, en teoría, el Crosscall Action-X3 juega en casa. En definitiva, quizá el móvil resistente más ergonómico con el que nos hemos encontrado hasta ahora.

 

1) DISEÑO / ASPECTO EXTERIOR

No vamos a insistir en la robustez porque es algo propio de este tipo de terminales de batalla ni en la comodidad en las manos del Action-X3 porque ya lo hemos mencionado. De todos modos, para expertos, la marca nos garantizó estas virtudes con los siguientes datos: protección IP68 y conforme con la norma militar MIL STD 810G y la norma IK02.

Indicar que trae jack para auriculares, NFC, conector USB Type-C (vamos, el de todos los nuevos modelos) y un sistema propio para la carga y el traspaso de datos entre terminales llamado X-Link que funciona simplemente apoyando el teléfono en una base magnética no incluida en la caja en la que sí tenemos el cargador, una correa para llevarlo, un soporte para bicis (aunque nosotros lo usamos en la mochila) y unos auriculares.

 

Por delante, nos gustaría una pantalla un poquito más grande pero la que trae se ve bien mientras que en la parte trasera destacan su altavoz protegido, la cámara con el flash y el citado X-Link.

 

Comentaros en este apartado que el Crosscall Action-X3 trae una doble bandeja donde la secundaria permite insertar tanto una segunda nanoSIM como una tarjeta de memoria de hasta 128 Gb.

 

2) PANTALLA

El Action-X3 monta una pantalla IPS HD por lo que no tendremos la mejor resolución ni tamaño para ver películas pero como contrapartida, es muy buena en exteriores y en condiciones nada ideales gracias, en parte, al brillo con el que nos viene de serie. Responde bien a los reflejos y aunque lo del Gorilla Glass 4 no esté de más, aguanta bien los golpes gracias a sus protecciones laterales.

 

Después de unos días dándole guerra sin ningún tipo de protector y habiéndonos acompañado en una pequeña escalada, el Crosscall Action-X3 está impoluto. Se ensució pero  una vez pasado por el grifo ha quedado como nuevo y sin ningún rastro de la excursión en la pantalla. Prueba superada.

 

3) RENDIMIENTO

Éste era el verdadero miedo que teníamos al enfrentarnos a un móvil de los llamados resistentes. La experiencia ha sido más que positiva. No contaremos con la velocidad de un gama alta de última generación pero el rendimiento, con una capa ligera casi de Android puro, ha superado nuestras expectativas. Ni un lag, comportamiento equilibrado y un prácticamente nulo calentamiento cuando nos hemos puesto a jugar.

 

No hay duda de que las 3 GB de RAM son más que suficientes para mover al Action-X3. Además, la baja resolución de su pantalla nos ha proporcionado un gasto de batería inferior a lo que estamos acostumbrados y más contando que 2 de los días que lo hemos utilizado teníamos una cobertura deficiente que incluso desaparecía a ratos, uno de los escenarios donde más sufre la autonomía de un teléfono.

 

Quizá donde debería mejorar ligeramente es a la hora de mostrar notificaciones, es decir, al desplegar la cortinilla y desbloquear el teléfono. No es demasiado apreciable pero es un punto a mejorar dentro del espectacular rendimiento si hablamos de un gama media con el precio que tiene el terminal.

 

En definitiva, aparte de este detalle, el rendimiento nos ha parecido más que correcto. Hay dispositivos donde no se aprovecha el hardware y el Action-X3 no es de esos. Por fin hemos disfrutado con un teléfono “resistente” por lo que, como decíamos al principio, es el primero de este tipo que no desentonará en un día a día en la oficina.

 

Añadir que el Crosscall Action-X3 trae apps propias de su segmento que se aprovechan de los sensores. Así, X3-Sensors nos mostrará valores como altitud, brújula o geoposicionamiento para casos de emergencia y SOS nos permitirá definir qué ocurrirá cuando pulsemos el botón físico lateral. Decir que funcionan con bastante fluidez, dan la información justa y no lastran el buen funcionamiento de este androide francés.

 

4) CÁMARAS

Como sabéis, en los últimos tiempos las diferencias de precios vienen dadas en gran medida por las cámaras y sí, el Crosscall Action-X3 no es una excepción. Es una buena cámara, especialmente la trasera, pero dentro de la gama media.

 

Conseguiremos buenas fotos durante el día y en buenas condiciones pero cuando comience a oscurecer aparecerá ruido aparte de presentar tendencia a quemar trozos de la foto con el flash. No será, por lo tanto, la mejor opción para quienes abusan de las fotos nocturnas (aunque también sea dicho de paso, trae opciones manuales con las que mitigar esos problemas) pero ofrece unos colores bastante reales y buena calidad en las fotos diarias, especialmente si de paisajes hablamos. Además, trae una barra de filtros de origen que están bastante bien.

 

Tampoco estamos ante un modelo pensado para selfies. Trae cámara delantera, de 5 megapíxeles, pero para salir del paso. Eso sí, no cabe duda que fotografiarnos escalando cualquier pared o estando en el pico del Alpe d’Huez rodeados de nieve y sin la cara de susto por si se nos rompe el terminal… tiene su punto.

 

Por cierto, la aplicación de serie es sencilla pero eficaz contando con opciones manuales para conseguir instantáneas más que presentables. Un positivo más respecto a los móviles irrompibles que conocíamos hasta ahora.

 

5) APPS DE SERIE

La interfaz del Crosscall Action-X3 es muy limpia y no trae de serie añadidos que puedan lastrar el rendimiento. No obstante, incorpora una serie de mini aplicaciones de las que os hemos hablado antes (X3-Sensors y SOS) que apreciarán los amantes de la aventura y es que, al fin y al cabo, es un móvil con esa función.

Saber la altitud, latitud, posición en resumidas cuentas y el poder avisar a Emergencias si nos encontramos con cualquier contratiempo son sus cartas de presentación. Incluso trae un botón dedicado para esto último si bien, puede personalizarse para otras tareas.

Y poco más. Eso sí, ojo porque… lleva Radio FM.

 

6) BATERÍA

Y aparte del rendimiento aquí tenemos la otra virtud destacada del Action-X3. La verdad es que la capacidad unida a una resolución HD en una pantalla de tan sólo 5 pulgadas ya pintaba bien en este aspecto pero los 3.500 mAh nos han rendido más de lo que esperábamos especialmente cuando la cobertura ha disminuido, algo más que interesante puesto que suele ser cuando más necesitamos que un dispositivo aguante.

 

La empresa nos habló de 2 días sin cargar la batería en el Mobile y aunque fuimos incrédulos en aquel momento, es lo que nos ha durado de media. Ya sabéis que no nos gusta hablar de horas de pantalla porque la red, el GPS y otros elementos pueden variar mucho esa medición.  En resumen, no obstante, sí que incluiríamos al Action-X3 dentro de la gama alta si nos refiriésemos únicamente a la batería.

 

No hemos probado su carga magnética (X-link que se compra por separado) pero los tiempos a la hora de recargar la batería han sido los estándares de otros modelos. Unas 2 horas para llegar al 100% desde la reserva.

 

7) PUNTOS POSITIVOS:

  • Calidad de construcción y sensación de robustez en un tamaño cómodo de llevar.
  • Rendimiento general. Es lo que tiene una capa de casi Android puro.
  • La batería, superior al de otros teléfonos de la misma categoría o de similar precio.

8) PUNTOS A MEJORAR

  • Cámaras. No son malas, especialmente la trasera, pero no es una compra recomendada si le dais importancia a las fotos con poca luz. 
  • Resolución de la pantalla. No estamos hablando de un móvil para ver cine pero en estos días… qué menos que FullHD ¿no creéis?

CONCLUSIÓN

El Crosscall Action-X3 es un móvil diferente. No es el más fino, no es el más rápido, no tiene la mejor cámara pero por unos 350 euros tendremos un todo terreno muy resistente, cómodo en la mano y que rinde mejor de lo esperado. Una magnífica construcción, un agarre fácil y buenas prestaciones donde destacan su rendimiento y su batería además de su resistencia. Se puede conseguir por poco más de 300 euros por lo que la relación calidad/precio puede hacerlo interesante para quienes disfrutáis del deporte de aventura sin tener que temer por el móvil. Por último, lo mejor, que podemos comprarlo en tiendas físicas y con garantía europea.

 

No hemos hablado de los accesorios personalizados de Crosscall para sus modelos porque no los hemos probado pero según vimos en su stand del Mobile son pocos, útiles para lo que deben ser y con un precio bastante contenido. 

 

Nuestro compañero más aventurero, quién se lo llevó de viaje, ha vuelto bastante satisfecho como podéis leer en este post. Y vosotros ¿Qué os ha parecido este móvil “resistente”? ¿Lo consideraréis en vuestra próxima visita a la montaña ahora que empieza el buen tiempo?


¿Compartes?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.